SALA DE PRENSA-PP DE BAEZA

miércoles, 18 de agosto de 2010

DONDE DIJE DIGO, DIGO DIEGO

En este mes de agosto, en el que algunos de los españoles con suerte han disfrutado de sus merecidas vacaciones, seguramente más cortas de lo habitual, tiene un nombre propio, PEPIÑO BLANCO, y que haciendo un símil con los incendios veraniegos, se ha convertido en el pirómano de la Moncloa.
Para distraer la atención de los españoles se inventa un conflicto con los controladores aéreos, provocando durante unas semanas la incertidumbre de una huelga.  Como ministro de fomento demuestra su "mano dura con aquellos que están arruinando España" con sus sueldos desorbitados y se presenta como el salvador de la clase obrera.
Justifica ante los medios de comunicación la reducción del gasto en infraestructuras para conseguir la reducción del déficit prevista, paraliza tolalmente algunas inversiones, ralentiza otras y acto seguido, como es habitual en este desgobierno, DONDE DIJE DIGO,DIGO DIEGO,  ahora ya es posible acometer proyectos que se pretendían parar.
Este pasado domingo nos desayunamos con este personajillo pólitico y la nueva subida de impuestos para "homologarnos con Europa", la idea me gusta, a mí y a muchísimos españoles, siempre y cuando la homologación sea total, es decir, la tasa de paro en torno al 10 %, los salarios medios europeos, la calidad en la educación según la media europea, etc.
Se nos quiere hacer ver que esta subida de impuestos es la que nos va a sacar del abismo en el que nos encontramos y lo unico que consigue es empobrecer aún más a los cientos de miles de familias que a duras penas llegan a final de mes, y como es habitual en este desgobierno, DONDE DIJE DIGO, DIGO DIEGO, hoy la ministra salgado ha dicho que el gobierno no tiene previsto subir los impuestos y si lo hace, será a los más ricos, aunque no ha dejado claro si la escala que utilizaran para distinguir entre ricos y pobres será la homologada europea o la española.
Y cuando ya creíamos que este mes de agosto  se quedaría en eso, comienzan las presiones de los marroquíes por la soberanía de Ceuta y Melilla.  Me quedo perplejo ante la pasividad de todo el ejecutivo ante esta gravísima situación, el ministro de asuntos exteriores se está ocupando de otros asuntos, el presidente no ha dicho esta boca es mía,  el ministro rubalcaba se va a reunir antes con las autoridades marroquíes que con los Melillenses, me da la impresión que con este desgobierno socialista los españoles tenemos que ir por el mundo pidiendo perdón por existir.
Espero que una vez terminado el periodo vacacional, haya alguien en ese desgobierno con la suficiente materia gris como para proponer un cambio, pero por favor, que sea de presidente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Visitas

contador de visitas
alltheforo.com